Dominada por el deseo - Shayla Black

12 jul. 2012

Seudónimo usado por: Shelley Bradley
Autora de novelas románticas contemporáneas, eróticas e históricas, Shayla Black es el seudónimo de una prolífica y laureada escritora. Vive en el sur de Estados Unidos con su marido y sus hijos, intentando compaginar todos los aspectos de su vida como escritora, madre y esposa. En su tiempo libre le gusta ver reality shows, y disfruta leyendo los libros de Harry Potter, haciendo aerobic, y escuchando música de todo tipo.

Shayla ha ganado o ha quedado finalista en una docena de premios literarios, incluyendo el Romance Writer of America’s Golden Heart, el Passionate Ink’s, Passionate Plume, el Colorado Romance Writers Awards of Excellence, y el National Readers’ Choice Awards. En anteriores ediciones, Romantic Times le ha otorgado el KISS Hero Award. Su romance erótico Decadent, publicado en octubre de 2007, ha sido nominado para el Mejor Romance Erótico del 2007 por Romantic Times.

A Shayla le gusta enfrentarse a nuevos retos, y así lo demuestra con cada libro. Es igualmente hábil al escribir sobre sentimientos que al hacerlo sobre ardientes historias eróticas.

Título original: Wicked ties
Saga: Primer libro de la Saga Guardaespaldas
Categoría: Novela romántica erótica
Editorial: Ediciones Pàmies, Phoebe
Páginas:
Este libro contiene la descripción de alguna escena de sexo, por lo que, estáis avisados.

Argumento:
Ella no sabía que había algo por lo que estaría dispuesta a suplicar…

Morgan O’Malley ha sido testigo de muchas cosas extravagantes como presentadora de un programa de televisión sobre sexo. Pero nunca había conocido a un hombre como Jack Cole, un reconocido maestro de las artes eróticas que desea proporcionarle todo aquello por lo que ella suspira en secreto.

Aunque Jack es guardaespaldas y pretende protegerla del acosador que la persigue, Morgan no se siente en absoluto segura en su presencia. Cuando comienza a participar en los juegos sexuales que él le propone, que la someten a su voluntad, intuye que sus motivos no son tan inocentes como parecen, pero no imagina lo personales que pueden llegar a ser. Y así, seduciéndola, dominándola, Jack hará realidad sus más profundas fantasías…

Opinión personal:
Empecé a leer Cincuenta sombras de Grey porque tenía curiosidad por las historias de BDSM pero como ya dije en la crónica de ése libro, me decepcionó un poco con el aspecto de la dominación - sumisión, así que me quedé con ganas de leer algo más fuerte en ese sentido y terminé encontrando a Shayla Black. La verdad es que antes de buscar libros de este tipo ya me habían hablado muy bien de ella, de sus libros y me los habían recomendado pero no había tenido tiempo para leerlos y esta ha sido la oportunidad.

A parte de ser un libro de BDSM, también es una novela erótica. La verdad es que de este genero he leído poquitas cosas, pero las que he leído me han gustado mucho y este libro no ha sido la excepción.
Mucha gente ve un libro erótico como un libro en el que solamente hay sexo y, como mínimo en este, eso no es así. Es cierto que hay muchas escenas de sexo, pero también hay una trama que sigue todo el libro. En este caso, la trama es muy pegadiza y te mantiene en vilo hasta el último momento queriendo saber quien es el acosador que persigue a Morgan.

A medida que va avanzando el libro, los sentimientos de los personajes se ven reflejados en todas sus acciones, puedes ver claramente como estos van evolucionando, como Morgan va cediendo a los deseos de dominación de Jack, convirtiéndose en una sumisa pese a, en ocasiones, querer conservar el control de la situación. A la vez, los dos se van enamorando poco a poco, pero hay conflictos de por medio que impiden que esta pareja pueda realmente expresar lo que sienten. Morgan no es capaz de abrirse totalmente a Jack y cuando parece que lo hace, Jack se comporta como si la alejara de él y eso complica todavía más el poder expresar los sentimientos de los dos.

Por otro lado, tenemos también la relación que tiene Morgan con Brandon. Brandon representa que es el prometido de ella, pero como lector sabes que hay algo más a parte de eso, cosa que Jack no descubre hasta el final.

Y finalmente, encontramos la trama que lleva de fondo la historia de estos dos personajes. Morgan está siendo acosada por alguien hasta el punto en que, la primera vez que Morgan queda con Jack para hablar sobre dominación y sumisión se produce un tiroteo y una posterior persecución. Este hecho es el que lleva a Jack, a llevarse a Morgan a un sitio escondido, donde nadie pueda encontrarla para poder protegerla. A lo largo de la historia se van conociendo más detalles sobre el acosador. Algunas pruebas llevan hacia un lado, otras te dirigen hacia otro y no es hasta casi el final del libro, cuando realmente descubres quien era el que estaba detrás de todo.

Y puestos que esta historia me ha dejado con muy buen sabor de boca, voy a continuar leyendo el segundo libro de esta saga.

1 comentario: