Bajo la misma estrella - John Green

20 may. 2013

John Michael Green nació en Indianapolis en 1977. Se graduó en Lengua y Literatura Inglesa y en Estudios Religiosos en El Kenyon College. 

Tras empezar carrera en el mundo editorial como crítico y editor, publicó su primera novela Looking for Alaska en 2005, que le valió una medalla Printz y lo situó en el top diez de mejores novelas juveniles. Sus siguientes trabajos, An abundance of Katherines (2006) y Paper towns (2008), le han convertido en uno de los autores más reconocidos del género novela juvenil y crossover. 

Ha sido galardonado con el premio de honor Printz, el Premio Edgar, y dos veces finalista del Premio Libro del LA Times. 

Título original: The Fault in Our Stars
Categoría: Novela Juvenil
Editorial: Nube en tinta
Páginas: 302

Argumento:

A Hazel y a Gus les gustaría tener vidas más corrientes. Algunos dirían que no han nacido con estrella, que su mundo es injusto. Hazel y Gus son sólo adolescentes, pero si algo les ha enseñado el cáncer que ambos padecen es que no hay tiempo para lamentaciones, porque, nos guste o no, sólo existe el hoy y el ahora.


Y por ello, con la intención de hacer realidad el mayor deseo de Hazel -conocer a su escritor favorito-, cruzarán juntos el Atlántico para vivir una aventura contrarreloj, tan catártica como desgarradora. Destino: Amsterdam, el lugar donde reside el enigmático y malhumorado escritor, la única persona que tal vez pueda ayudarles a ordenar las piezas del enorme puzzle del que forman parte...

Opinión personal:
Este libro llegó a  mis manos por la reiterada recomendación de Miyu. La verdad es que antes de eso no había oído hablar del libro ya que últimamente no estoy puesta en la literatura juvenil. Des de hace un tiempo empezó a hablarme sobre éste pero no ha sido hasta ahora que he podido leerlo. Y la verdad, tengo que agradecerle que me lo haya recomendado y me haya insistido en leerlo ya que es un libro increíble.

A veces, cuando tenemos unas tan altas expectativas sobre un libro (o bajas, dependiendo del libro) hacen que el sentimiento al leerlo se vea perjudicado ya que crees que va a ser tan y tan bueno que si luego no es superior a lo que creías, te decepciona. Empecé a leer el libro con muchas expectativas, sabiendo desde el inicio que iba a gustarme mucho y tenía miedo de que luego no fuera así. Pero no. Este no ha sido el caso, por suerte.

Al inicio del libro tengo que aceptar que por la manera de estar escrito creía que no me gustaría. Tuve mis dudas sobre el libro pero seguí con él y poco después, a medida que se cuenta más sobre la historia, que aparecen más personajes, empecé a necesitar saber más y más. No podía parar de leer e intentaba aprovechar cualquier momento libre para hacerlo.
-¿Puedo volver a verte? –me preguntó. Su voz sonó nerviosa, y me pareció entrañable.
-Claro –le contesté sonriendo.
-¿Mañana? –me preguntó.
-Paciencia, saltamontes –le aconsejé. No querrás parecer ansioso…
-No, por eso te he dicho mañana –me contestó-. Quisiera volver a verte hoy mismo, pero estoy dispuesto a esperar toda la noche y buena parte de mañana.
El libro trata sobre dos adolescentes que han sufrido de cáncer. Pero la forma en que llevan su enfermedad es muy diferente a cualquiera que nos podamos imaginar. Tratan el cáncer con un punto de humor, en parte negro en parte sarcástico, y como son conscientes que por haber sufrido eso tienen unos deseos y concesiones especiales y, en ocasiones, se aprovechan un poco de ellos. A la vez, la manera en que pese a lo que les ha pasado quieren seguir viviendo, a su manera me recuerda un poco a Polseres Vermelles (Pulseras Rojas), la serie de TV3 que está arrasando en toda España ahora. Una muestra del humor puede ser esta cita, para los que hayan leído el libro, lo entenderán, los demás quizás no. Solo decir que es uno de los momentos más dramáticos del libro a mi entender y la forma en que en un momento en que todos lloran, incluida yo mientras leía, Hazel y Gus se dedican a sacarle hierro al asunto bromeando.
—Exacto. Lo principal es que está bueno —dije.Estoy tan bueno que puedo resultar cegador —añadió Gus.—De hecho dejó ciego a nuestro amigo Isaac —dije yo.—Una terrible tragedia, pero ¿puedo evitar mi mortífera belleza?—No.—Cargo con esta cara bonita.—Por no hablar de tu cuerpo.—En serio, no me obliguéis a hablar de mi cuerpazo. Dave, mejor que no me veas desnudo. Verme desnudo quitó la respiración a Hazel —dijo señalando con la cabeza la bombona de oxígeno.
Entre Hazel y Augustus 'Gus' Waters se inicia una increíble, emocionante y especial historia de amor. Creo que es una relación de amor muy sencilla, comparada con muchas otras que he leído, pero es una historia que marca a quien la lee. Los dos, como he dicho, son adolescentes, pero a diferencia de lo que suele pasar con los adolescentes, ésta, para mi es una historia de amor verdadero. Los enfermos del cáncer, por lo que dice en el libro, tienen derecho a tener un deseo que se les concede por sufrir de esta manera. El hecho de que Gus le conceda a Hazel su deseo de ir a conocer a su autor favorito, Peter Van Houten, creo que ya lo dice todo. ¿Quien le da el único deseo que tiene a otra persona? Solo cuando amas de verdad es eso posible.
Estoy enamorado de ti, y no me apetece privarme del sencillo placer de decir la verdad. Estoy enamorado de ti y sé que el amor es solo un grito en el vacío, que es inevitable el olvido, que estamos todos condenados y que llegará el día en que todos nuestros esfuerzos volverán al polvo. Y sé que el sol engullirá la única tierra que vamos a tener, y estoy enamorado de ti.
Este libro creo que te hace sentir, muchos sentimientos se reúnen a lo largo de sus páginas. El humor de Gus y Hazel te hace reir en ocasiones. En otras, lloras de desesperación, de impotencia, de tristeza. Incluso en ocasiones la risa y las lágrimas se juntan. Personalmente, soy muy sensiblera y lloro con facilidad y con este libro desde antes de llegar a la mitad, creo, las lágrimas no pararon de salir de mis ojos hasta el punto de no ser capaz de leer por culpa de eso. 

Por otro lado, tengo que decir que al terminar el libro me sentí un poco igual que Hazel con Un dolor imperial. Quiero más, necesito más, quiero saber como sigue la historia, qué pasa... ¿hago un viaje en busca de John Green? Y otra cosa, me he quedado con la intriga y con las ganas de poder leer en propia persona el libro que a Gus y a Hazel tanto les ha marcado, Un dolor imperial. Pese a saber el final, a saber todo lo que ocurre a lo largo del libro, tengo curiosidad por ver como estaría escrito y como sería el hilo de la historia.

1 comentario:

  1. Antes que nada me alegro de que te gustara ^^. Para mí, es uno de mis -ya- libros favoritos (y tengo Looking for Alaska esperando a ser leído). Creo que a pesar de todo, da un mensaje positivo, y que cualquiera debería de leer este libro. ¿Qué tiene? No lo sé, pero me enamoré de sus personajes y de su historia, quería saber qué iba a pasarles, y cuando terminé me sentí como tú, y hasta casi desorientada, porque quería seguir sabiendo qué iba a pasar. Lo he releído varias veces más desde que lo leí por vez primera (hace unos cuantos meses), y sigue encantándome -y me emociona- como la primera vez, y eso es maravilloso ^^.

    ResponderEliminar