Tatiana y Alexander - Paullina Simons

16 mar. 2014

Paullina Simons nació en San Petersburgo en 1963. A los diez años emigró con su familia a Queen, en Estados Unidos, estudiando en la Universidad Estatal de Nueva York. Casada con un inglés, marchó al Reino Unido, estudiando en la Universidad de Essex, en Colchester. Regresó a Estados Unidos y se licenció en Ciencias Políticas en la Universidad de Kansas, ya desde pequeña quiso dedicarse a la literatura. Después de trabajar como periodista y traductora, en 1995 publicó su primera novela, Tully.

Paullina y su segundo esposo, Kevin Ryan, viven en Long Island, Nueva York y tienen cuatro hijos. Aunque su libro más conocido es El jinete de bronce, muchas de las novelas de Paullina han llegado a las listas internacionales de los más vendidos en países como Australia y Nueva Zelanda, donde tiene el mayor éxito entre sus fans.

Título original: The Bridge to Holy Cross/ Tatiana & Alexander
Saga: Segundo libro de la trilogía El jinete de bronce
Categoría: Novela romántica historica
Editorial: DeBolsillo
Páginas: 640
Este libro contiene la descripción de alguna escena de sexo, por lo que, estáis avisados.

Argumento:
Embarazada, enferma y absolutamente desolada, Tatiana ha logrado llegar a Estados Unidos. Entregada a la fuerza de las circunstancias y alejada de su convulsionada tierra, la joven comenzará una nueva existencia con la secreta ilusión de que, en alguna parte, el hombre al que ama sea capaz de vencer a las oscuras garras del destino.

Mientras, Alexandr sufre el hostigamiento de las fuerzas represoras del régimen en las gélidas tierras de la Unión Soviética, y tan solo el recuerdo de su esposa, junto con la velada esperanza de que siga con vida, alimenta su espíritu ante la adversidad.

Al tiempo que la contienda llega a su final, ambos lucharán contra sus destinos y la desesperación en busca del amor perdido y la inquebrantable esperanza del reencuentro.


Opinión personal:
Después de haber terminado con El jinete de bronce y de la forma en que me dejaron con ese final que... ¡NO! Necesitaba seguir con la historia de Shura y Tatia. Necesitaba saber que volvían a encontrarse, que Shura conocía a Anthony, que todo iba a ir bien...
Si el NKVD viene en mi busca, sabré que te has ido y aceptaré mi castigo. Aceptaré el castigo que me reserven por ser tu esposa, sin lamentar ni uno solo de los segundos que habré pasado contigo. Así que déjame quedarme un momento contigo. Déjame olerte una vez más, saborearte una vez más, besarte una vez más. Corramos el riesgo, por triste que sea estar aquí, con este frío. Aprovechemos el milagro de volver a estar juntos, de acostarnos juntos.
Y la verdad es que si en el primer libro sufrí por ellos, en este segundo ha sido una tortura. Cada batalla de Alexandr, cada paso que daba Tatiana, cada momento que pasaban separados, cada recuerdo de los dos juntos, tanto amor en el aire, en la necesidad del otro... Todo ha ido creando más y más sufrimiento en mi, pero, como dicen, la esperanza es lo último que se pierde, y sabiendo que hay una tercera parte, algo tenía que ir bien, ¿no?
<<La libertad es algo precioso, tan precioso que debe ser racionado.>>
Sé que no tengo motivo para pensar eso, que es todo cosa del pasado pero cada vez que oía sobre el pasado de Alexandr, sobre todas esas mujeres me sentía super mal por Tatiana, como si le estuviera poniendo los cuernos. ¡Que ya sé que no! Que es cosa de su pasado y ahí ya no se puede cambiar, pero como ese pasado lo mezclan con el presente, sentía como si yo fuese Tatiana y me doliera como si de una infidelidad se tratara... Pero después me sorprendió mucho el acto de amor de Alexandr cuando niega querer aunque sea por necesidad a otra que no sea su Tatia. Me parece un amor tan profundo, tan fuerte que cuando los dos parecen ponerse de acuerdo, aunque en la lejanía, a olvidar sus recuerdos, sus sentimientos me indigné mucho.
En la vida civil, lo que distinguía a unos hombres de otros era el pelo, tanto el de la cabeza como el del cuerpo. En la guerra, en cambio, el rasgo más distintivo de los soldados eran sus cicatrices de batalla. 
Pero como no, es una historia de amor y el amor lo vence todo. Tatiana pasa de ser una niña que de buena es tonta en El jinete de bronce a ser una MUJER con todas las letras. Una mujer que se aferra a una pequeña esperanza, a un pequeño indicio, a cualquier cosa y arriesga su vida (y la de otros) en el camino para conseguirlo de nuevo, para volver a estar con él. Una mujer que es capaz de empuñar y disparar una arma para defenderse, una mujer que vive (o sobrevive) después de todo lo que le ha pasado. Realmente cuando vuelve a por él, cuando lo da todo y se la juega de esa manera para volver a verlo me parece algo increíble. Ahí se demuestra el amor que realmente los dos se tienen, ahí es donde se ve lo fuerte que puede llegar a ser un amor de verdad, un amor que puede con las fronteras, con las distancias, con la desesperación, una vida basado en el amor y en la esperanza del otro.
- Sabía que tenía que haber un modo de ganarte.
- Sólo tenías que preguntármelo. Yo te habría dicho cómo podías.
- ¿Y por qué iba a preguntártelo? Tenía que descubrirlo yo sola.
Y bueno, aunque no soy partidaria de spoilers, hay uno que tengo que poner porque me dejó totalmente en shock, así que si alguien no lo ha leído, quedáis avisados.
SPOILER Me parece increíble descubrir que Pasha, el hermano de Tatiana, sigue vivo y más que se ha pasado al bando alemán. Y encima cuando Alexandr se entera de quien es, lo salva de una muerte que él mismo le hubiese dado si no llega a escuchar su verdadero apellido. Tengo que decir que cuando leí que era él, las lágrimas no paraban de salir de mis ojos, me emocioné muchísimo y luego me reí cuando Alexandr le cuenta que en realidad es el marido de su hermana. 
Eso sí, me parece cruel que después de haberlo "visto" morir en el primero, aparezca de nuevo para volver a morir. Vale que tiene un papel muy importante en el libro y hace florecer una parte de Alexandr que me encanta, esa camaradería que tiene con él, la forma en que intenta salvarle para que Tatiana pueda verlo de nuevo... ¡Pero no! ¡El pobre Pasha muere 2 veces! FIN SPOILER 

Ahora que me he terminado estos dos libros, y habiendo leído el epílogo final que en un inicio había en Tatiana y Alexander, la verdad es que no tengo muchas ganas de leer el siguiente. Para mí queda un final cerrado, un final muy bonito, muy tierno y con el que gustosa me quedo. Así que me da un poco de miedo leer el siguiente y que con ello me estropee esta bonita historia. Aunque si eso pasa, intentaré quedarme con la idea de que son solo dos preciosos libros los que componen esta "saga".
Estamos solos en el mundo, pero si somos afortunados, llega un momento en que pertenecemos a algo, a alguien, y ese momento nos sostiene durante toda una vida de soledad. 
Como comentario, solo un pequeño detalle que me llamó mucho la atención. Hay un momento que Tatiana está conversando con Vikki y le dice que está a favor de la 2a bomba nuclear que lanzaron sobre Japón (la de Nagasaki). Tatiana, que es lo más pacífica y angelical, apoya el lanzamiento de la bomba más mortífera y con más repercusiones que pueda haber. Realmente me quedé asombrada cuando dijo que los japoneses se lo merecían. Vale que los japoneses luchaban a favor de Hitler pero ¿de ahí a decir que se merecían las dos bombas nucleares?
Vikki opinaba que la segunda bomba era innecesaria, pero Tatiana observó que la de Hiroshima no había bastado para forzar la rendición japonesa.- No les dimos tiempo. ¿Qué son tres días? Deberíamos haber esperado un poco más, hasta que consiguieran superar su orgullo imperial -observó Vikki-. ¿Por qué crees que seguían matándonos en los últimos tres meses, sabiendo que tenían la guerra perdida? - No lo sé. ¿Por qué lo hicieron los alemanes? Sabían que no iban a ganar ya desde el 43.- Pero Hitler era un loco.- ¿Y qué era Hirohito?
Y como último solo comentar... ¿Cómo la autora pensaba hacer que nunca se reunieran de nuevo Tatiana y Alexander? ¿Cómo pudo ser tan cruel en su imaginación queriendo que Tatiana terminara con otro y años después, con su vida ya rehecha, volver a encontrarse pero no estar juntos? Por una vez creo tengo que dar las gracias a la editorial por sacarle esa idea de la mente a la autora y hacer que se encontraran porque de no haberlo hecho así, hubiese estropeado esta bonita historia, hubiese quitado la magia del amor que hay entre ellos dos, hubiese hecho que el amor de ellos en realidad fue solo algo pasajero, que no duró, que se fue con la guerra, solo un recuerdo. Así que GRACIAS a la editorial por hacerle cambiar ese final. 

3 comentarios:

  1. Yo también agradezco eso a la editorial; creo que es la primera vez que estoy de acuerdo con una editorial xDDDDDDDDDDDDD.
    'El jardín de verano' quiero leerlo porque dicen que lo mejor es el epílogo, pero llegué a la página 100 y me enfadé TANTO TANTO que no lo empotré contra una pared porque era el kindle...

    Me alegro de que te haya gustado la saga <3 a que es bonita? T__T es que se lo merecen todo T_________T yo con éste segundo es que lo pasé FATAL, por eso me gustó también porque lo pasé muy mal xDD soy así de masoquista >__<

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo estoy contigo.. soy masoquista y por eso lo disfruto! Pero es que... son amor <3

      El tercero lo he empezado hoy y... a ver qué consigo...

      Eliminar
  2. ¡Hola!
    No me importaría leerlo. No le diré que no si se cruzase en mi camino.
    Muy buena reseña.
    ¡Nos leemos! :-)

    ResponderEliminar